Mi niño tiene los dedos de los pies montados… ¿Le molestará al andar?

Muchos niños presentan en el momento de nacer determinadas posturas debido a la posición que mantuvo dentro del útero materno. Así, algunos niños tienen los pies hacia adentro o los dedos montados. En el primer caso, llamado pie varo, hay que diferenciar cuando es reductible o no, es decir, si cuando manipulamos dicho pie lo podemos devolver fácilmente a la posición original. Si el pie se reduce con facilidad, mejorará simplemente con unos ejercicios que se pueden realizar en casa; de no ser así, será motivo para derivar al traumatólogo y a rehabilitación, ya que a veces es necesario, aparte de realizar ejercicios, corregir la postura con yesos e incluso alguna intervención (son los casos más raros)
En el caso de los dedos montados se pueden utilizar férulas interdigitales para intentar devolverlo a su posición original, pero éstas no suelen ser muy eficaces. La mayoría de los niños cuando empiezan caminar no suelen tener problemas, ya que al pisar los dedos “se desmontan” y no suelen ocasionar problemas.

Acerca de Iván Abreu Yanes

Iván Abreu Yanes
Mi nombre es Iván Abreu Yanes; nacido, criado y formado en Santa Cruz de Tenerife. Soy pediatra de profesión y devoción, especializado en dos ámbitos completamente diferentes: por un lado la cardiología pediátrica, con especial interés en las cardiopatías congénitas; y por el otro el asesoramiento en lactancia materna. En esta última se están centrando la mayoría de mis esfuerzos actualmente, con el fin de promover el mejor alimentos que se le puede dar al niño en los primeros años de vida, la leche materna.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.